Valverde: “En el fútbol no hay tranquilidad”

By Javier Pérez

El Villarreal le discutió por momentos el esférico y el partido al Barça, hasta que el canterano Dani Raba realizó una entrada temeraria a Busquets que le costó la tarjeta roja directa. “La expulsión es una entrada dura, el jugador se ha dado cuenta de que había sido desmedida y el árbitro ha considerado roja”, justificó Valverde. “Sí que puede ser expulsión. Llega tarde y es una entrada dura. Pero me gustaría que fuese así para todos los equipos. Cuando ven a un chico joven es más fácil expulsarle”, protestó Calleja.

Seguir leyendo.

Fuente: https://elpais.com/deportes/2017/12/11/actualidad/1512947120_439672.html#?ref=rss&format=simple&link=link

      

Stuani, de solución a problema en Cornellà

By Juan I. Irigoyen

“Necesitamos gol y experiencia”. La frase circulaba, el pasado verano, en los despachos de la secretaria técnica del Girona. El entrenador rojiblanco Pablo Machín contaba con la base del equipo que había conquistado el ascenso a Primera, pero el director deportivo, Quique Cárcel, buscaba completar el grupo con jugadores curtidos, de ser posible, que conociera LaLiga. Entonces, en Montilivi, recordaron a Christian Stuani (Canelones, Uruguay; 31 años), que había defendido tres temporadas la camiseta del Espanyol, de 2012 a 2015. Cansado del clima del norte de Inglaterra, con el Middlesbrough de regreso en la Championship (Segunda A inglesa), Stuani no dudó en sumarse al proyecto del Girona, apadrinado por el superpoderoso Manchester City.

Seguir leyendo.

Fuente: https://elpais.com/deportes/2017/12/11/actualidad/1512947038_403855.html#?ref=rss&format=simple&link=link

      

Un Barça de dos botas y dos guantes

By Jordi Quixano

Aunque Valverde ha recuperado a futbolistas para su causa, caso de Denis Suárez o Jordi Alba, caso de Vermaelen o Alcácer, tanto da a quién ponga sobre el tapete si se trata de ganar partidos porque este Barça es un equipo de dos guantes y dos botas. O, lo que es lo mismo, de Ter Stegen y de Messi.

Seguir leyendo.

Fuente: https://elpais.com/deportes/2017/12/10/actualidad/1512927867_713731.html#?ref=rss&format=simple&link=link

      

Las armas de España para batir a Noruega en octavos del Mundial

By Antonio Nieto Moreno

En 2011, el balonmano femenino español escribió otro capítulo más de emociones. Tres años antes, la selección se había colgado su primera medalla, una plata histórica en el Europeo de Macedonia, y el Mundial de Brasil le daba la oportunidad de consagrar su gran salto. Con un gol en el último minuto, España derrotó a la selección anfitriona y se citó en semifinales con Noruega, verdugo en la final continental. “Noruega nos dio el palo”, recuerda Silvia Navarro (Valencia, 38 años), portera de la selección en ese torneo y una de las pocas representantes de esa generación que hoy se medirá otra vez a la selección nórdica en los octavos del Mundial de Alemania (20.30, Teledeporte). “Luego en el partido contra Dinamarca por el bronce era todo o nada, nos mirábamos y sabíamos que había que llevárselo como fuera”, añade la guardameta, que acabó colgándose la medalla.

Seguir leyendo.

Fuente: https://elpais.com/deportes/2017/12/10/actualidad/1512936472_578718.html#?ref=rss&format=simple&link=link

      

Cristiano: Yo, el supremo

By Óscar Sanz

Opina Cristiano Ronaldo que el mejor futbolista de la historia es Cristiano Ronaldo. En su derecho está. Es como si este columnista opinara que el mejor columnista de la historia es este columnista. Viene esto a cuento porque el pasado jueves se entregó el Balón de Oro, ese trofeo que tiene la importancia que cada quien le quiera dar, y que como adorno puede tener un lucimiento público, exponiéndolo en un museo, o privado, colocándolo en un lugar de honor en, pongamos, el cuarto de baño, para disfrute de uno mismo y de las amistades más íntimas. El galardón, sabido es, lo recibe el jugador al que periodistas de medio mundo consideran el mejor del año. Y que ha recaído, huelga decirlo, en Cristiano. Ni un pero tiene servidor que ponerle a esa casi unánime elección. El 2017 de Cristiano fue apoteósico en el tramo decisivo de la Champions, que conquistó el Real Madrid gracias al arrebato que le dio al portugués y que se tradujo en un rendimiento estratosférico, como demuestran las siguientes cifras: cinco goles al Bayern en cuartos, tres al Atlético en semifinales y dos a la Juve en la final. Mejor, imposible.

Seguir leyendo.

Fuente: https://elpais.com/deportes/2017/12/10/actualidad/1512941681_813678.html#?ref=rss&format=simple&link=link