Discurso de Marcel Granier a un año del cierre

Buenos días a todos.

Hoy se cumple un año del cierre arbitrario de RCTV, una decisión que la mayoría del país y del mundo ha calificado de arbitraria, ilegal y motivada por el deseo de imponernos un régimen totalitario de reelección perpetua. Un año desde que nos fueron robados nuestras instalaciones y equipos de transmisión. Un ano de total ausencia de justicia.

Desde hace 12 meses los venezolanos que recibían RCTV en sus casas de manera libre y gratuita, se han visto privados de su canal preferido, del que llegaba a todos los rincones de Venezuela gracias a un plan continuo de inversión, del que estuvo presente en cada hecho importante, alegre, trágico o simplemente noticioso de la historia de los venezolanos en los últimos 53 años.

Algunos venezolanos, con mucho esfuerzo y sacrificio se han suscrito a operadores de televisión por suscripción para ver RCTV Internacional y para escapar del proyecto de hegemonía comunicaciónal que nos pretende imponer el régimen. Otros ni siquiera tienen esta opción porque sus ingresos no se los permiten. Para el 75% de la población venezolana, según los números de CONATEL; o el 62%, según AGB; o el 42%, según las distintas encuestas, la opción de pagar un servicio de TV por suscripción está fuera de sus posibilidades.

Pero mas grave aún, hay zonas de Venezuela en las que no llega ningún canal en señal abierta con información y opinión disidente de la línea editorial establecida en Miraflores. Los venezolanos que viven en esas zonas y que no tienen acceso a TV por suscripción ya viven tras la cortina de hierro. En el mejor de los casos estamos hablando de por lo menos 2.000.000 de personas.

Por respeto a esas personas deberíamos pensar muy bien antes de afirmar que, en Venezuela existe libertad de expresión, sólo porque en este momento estamos aquí y parece que habláramos en absoluta libertad.

La libertad de expresión no existe cuando los medios de comunicación y los periodistas se encuentran amenazados por cumplir su trabajo; la libertad de expresión no existe cuando algunos medios y algunos periodistas se autocensuran; la libertad de expresión no existe cuando el gobierno distribuye la pauta publicitaria para comprar líneas editoriales y conciencias.

Pero sobre todo la libertad de expresión no existe cuando hay personas que no pueden decidir libremente, donde y cómo informarse, cuando no se tienen opciones de información para contrastar la “Historia Oficial” que responde a los intereses del gobierno. La libertad de expresión no existe cuando los ciudadanos no pueden protestar y hacer del conocimiento público su protesta.

No debería ser necesario aclarar este concepto, pero a veces parece que algunos no lo entienden, pues creen que, por alguna extraña razón, la libertad de expresión no es algo que les concierna.

La libertad de expresión es la más importante de las libertades porque cuando ella es eliminada, la represión del Estado ya no tiene límites. Sin libertad de expresión la represión no será transmitida en el momento en que ocurre, no será criticada y no será debidamente informada la comunidad nacional e internacional de lo que ocurre, para que se tomen acciones y se pueda detener el abuso de poder, salvar vidas, evitar victimas. Mas de mil millones de Chino no saben lo que ocurrió en la Plaza de Tianamen o en las mas recientes protestas de los monjes Tibetanos.

La libertad de expresión existe cuándo todos y no sólo algunos pueden hablar, informarse, conocer y decidir.

Por eso la Biblia empieza con estas palabras “En principio fue el verbo”, porque es el derecho a hablar y a expresarnos lo que nos distingue de los animales.

Alguien me decía en estos días que RCTV no es simplemente una marca, es un tatuaje imborrable en el corazón de los venezolanos. Y esa relación sigue intacta gracias al pueblo de Venezuela, el mismo pueblo que nos había recibido en sus casas durante 53 años, que antes del cierre salió a defender su canal y después del cierre nos ha seguido buscando y defendiendo, cómo se demostró en la maravillosa marcha del 25 de Mayo pasado. Marcha para reclamar que nos quieren de regreso en su señal del canal 2, en la que nada ni nadie nos podrán sustituir.

Nos ganamos con esfuerzo y dignidad el respeto de los venezolanos. Eso nos compromete con ellos a seguir luchando con perseverancia, firmeza y en forma no violenta hasta lograr el regreso a la casa de todos los venezolanos. Libre y gratis, como debe ser.

En estos doce meses demostramos que lo que se gana legítimamente con trabajo honrado, nunca podrán arrebatártelo los incapaces de construir, de crear, de producir. Que el talento no se sustituye con dinero mal habido. Que las armas, el autoritarismo y el abuso de poder que el 25 de Mayo se apoderaron de nuestras instalaciones, y el 27 de nuestra señal, nunca podrán sustituir la dedicación, la disciplina y el oficio desarrollados en 53 años de experiencia. Que podrán robar un canal, pero nunca harán Televisión.

Los trabajadores, los gerentes, los artistas y los accionistas de RCTV transitamos este año más cohesionados que nunca. Al día siguiente del cierre vinimos al canal y seguimos trabajando, aún cuando no sabíamos ni cómo, ni cuándo podríamos hacer llegar nuestro trabajo a los venezolanos y por cuanto tiempo podríamos seguir haciéndolo.

No nos dejamos abatir ni doblegar, sabíamos que estábamos actuando a la altura del reto que se nos presentaba, sin defraudar ni a nuestras familias, ni a nuestros fundadores, ni a los venezolanos. Pero también sabíamos que nos esperaban días muy duros de vivir. Las expectativas eran poco halagadoras. La noche entre el 27 y el 28 de Mayo de 2007, fue la más oscura de nuestra historia personal y empresarial, y una de las más oscuras de nuestra historia como nación.

Pero inesperadamente, de ese 27 de Mayo surgió algo bueno, algo esperanzador, algo que hizo posible el 2 de Diciembre. Algo que se creía olvidado, un concepto antiguo, que parecía pasado de moda encontró lugar en el corazón de la juventud Venezolana y el amor por la Patria, por la libertad y por la democracia explotó en todo su potencial regenerador el 28 de Mayo de 2007.

La triste noche del 27 de Mayo del 2007, el Ciudadano Presidente quedó desnudo en su patético proyecto totalitarista. Cómo en el famoso cuento de Hans Cristian Andersen, el Traje Nuevo del Emperador, fue la joven Venezuela la que descubrió su desnudez y los jóvenes de este país, que sueñan y que son alegres, libres, democráticos, decidieron salir a luchar por la patria, por la unidad, por el futuro.

Por el cierre de RCTV salió a la calle lo mejor que tiene cualquier país, su juventud, sus estudiantes, y les siguió el pueblo y se llenaron las calles y ese mismo día comenzamos a construir ese mejor país que todos soñamos algún día para nuestros hijos, sustentado en los valores legítimos de libertad, democracia, tolerancia, convivencia y dignidad que hoy nos sostienen.

Los jóvenes demostraron que se podía tomar el centro de la ciudad y la gente del Oeste salió a vitorearlos en el camino, prueba irrebatible de que no existen dos Venezuela y que el discurso de odio no ha tenido asidero en este noble pueblo.

En contra de todo pronóstico los jóvenes demostraron que se podía mantener la protesta por meses, durante la Copa América y durante las vacaciones. A pesar de los múltiples intentos por callarlos, sacarlos de las calles, desorientarlos en su rol, el movimiento estudiantil se mantuvo firme hasta que el 2 de Diciembre el proyecto totalitarista del Ciudadano Presidente, sufrió su más dura derrota.

Ese día, unidos los jóvenes con el pueblo, las organizaciones civiles con políticos y partidos, fue derrotado un CNE parcializado y nada confiable que aún hoy no ha dado los resultados definitivos de ninguna elección. Sin violencia pero con la firme presencia de todos en las calles, y las pocas ventanas de información plural que quedan abiertas, el ciudadano presidente fue obligado a admitir la derrota de su intento de perpetuarse en el poder.

Pero el peligro no está conjurado, debemos desde todas las instancias, estar a la altura del ejemplo que nos dieron los jóvenes y el pueblo. Venezuela demanda a sus políticos, a los partidos, a los empresarios, a las instituciones, a los profesionales, a los medios de comunicación una conducta vertical en la defensa de la democracia.

Los que no entienden que el pueblo exige una conducta desprendida, transparente y firme, como la que mostró RCTV el 27 de Mayo, los estudiantes desde el 28 y la nación unida el 2 de Diciembre, perderán irremediablemente toda credibilidad, como ya la perdieron los que el 27 de Mayo traicionaron a Venezuela mirando hacia otro lado mientras cerraban este canal.

Venezuela está harta de acuerdos entre gallos y media noche. Venezuela está cansada de posiciones individualistas, interesadas y acomodaticias. Venezuela quiere firmeza, solidaridad y verticalidad para derrotar el proyecto totalitario que aún pretenden imponernos.

Si RCTV es un símbolo de dignidad para una generación entera de venezolanos que se dispone a luchar por la democracia y la libertad, sentimos que el sacrificio bien ha valido la pena, que es mucho mas lo que ganamos que lo que perdimos y que tarde o temprano, a pesar del abuso de poder del régimen, de la mano de los estudiantes y gracias al pueblo de Venezuela, volveremos.

Tenemos con que y tenemos porqué.

Por Venezuela siempre.

Marcel Granier
Presidente de las empresas 1BC

TeleSur empieza a ser visto como bastión comunicacional por la audiencia internacional



Tal como lo expresa Milton Crespo, Vicepresidente de TeleSur, con el lema: “nuestro norte es el sur”, este joven canal no sólo busca acercarse más al público venezolano, sino al latinoamericano en general. Por primera vez en la historia de Venezuela, tendremos una política coherente en cuanto al manejo de la información y la especialización, algo en lo cual hay que resaltar el papel del actual ministro del Poder Popular para la Comunicación y la Información, Andrés Izarra

Desde sus inicios, TeleSur fue reconocido como una señal que llegaba para llevar un mensaje de integración a todos los pueblos de Latinoamérica, mientras para algunos representaba un proyecto comunicacional que impulsaría la expansión, por todo el continente, del pensamiento e ideario bolivariano. De cualquier forma, esta iniciativa fue objeto de la estigmatización de sectores opositores no sólo venezolanos, por tener sus bases sólidas en Venezuela y al presidente Hugo Chávez como férreo impulsor, sino latinoamericanos. Hoy, luego de dos años de fundado, el canal se aproxima a una reestructuración que busca fortalecer su programación y desarrollar un concepto mucho más amplio dado su corte internacional, algo propicio dentro del Sistema de Medios impulsado por el ministro del Poder Popular para la Comunicación y la Información, Andrés Izarra. La señal integradora de Latinoamérica se prepara para dar un giro crucial y su vicepresidente, Milton Crespo, nos habla acerca de todo esto.

¿Qué papel tendrá TeleSur, como señal internacional, dentro del Sistema de Medios Públicos?



– Creo que por primera vez se va a lograr una verdadera línea de acción informativa que pueda revertir los efectos de la desinformación provenientes de los medios privados, porque, por primera vez en la historia de Venezuela, vamos a tener una política coherente en cuanto al manejo de la información y la especialización, algo en lo cual hay que resaltar el papel del actual ministro de Comunicación e Información, Andrés Izarra, por ser intérprete de los lineamientos comunicacionales sugeridos por el presidente Hugo Chávez. Es así como TeleSur, por ser el elemento internacional y por ende de la integración, forma parte de ese viraje necesario para enfrentar la confrontación y hacer ver la realidad a todo el mundo, ya TeleSur empieza a ser visto como un bastión comunicacional por la audiencia internacional.

– Periodistas extranjeros han manifestado su preocupación por la penetración de TeleSur en Venezuela en comparación con otros países del Continente. ¿Está acaso la señal de TeleSur segmentada a una audiencia por suscripción? y por supuesto nos gustaría saber, ¿cómo se fortalecerá su señal para llegar a los lugares más recónditos del país?


– Cada vez que se hable con un periodista extranjero casi siempre manejará ese tipo de información. No es fácil manejar el equilibrio en ese sentido, desde el punto de vista del alcance que pueda tener nuestra señal. Aquí en Venezuela tenemos una serie de transmisores que están llevando nuestra imagen a los grandes conglomerados urbanos del país, TeleSur ya se está viendo en Barquisimeto, Maracaibo, San Cristóbal, obviamente Caracas y nuestra relación con el nuevo sistema de medios desde la perspectiva de impulsar nuestra señal pasa por la incorporación de nuevas tecnologías que luego de dos años, nos ha permitido incorporar mejores equipos de video, satelitales, una conexión directa a través de la fibra óptica con VTV, elementos que involucran un cambio en nuestra infraestructura y locación que nos llevará a mudarnos muy pronto de sede y llevar nuestra señal mucho más lejos y en señal abierta.

– ¿Cuáles son las fortalezas de TeleSur?



– En el caso de Venezuela, nuestra señal tiene dos fortalezas: la primera que es novedosa, es una manera diferente de ver a América Latina, sus rostros, sus realidades, de ver a los países que tenemos, todo esto enmarcado en un concepto geopolítico de resistencia, de integración, de luchas sociales. Nuestra otra fortaleza es que ahora hemos tenido la posibilidad de conectar parte de nuestra programación con VTV, gracias al Sistema de Medios, por lo que los programas nuestros que se ven ahora por la señal abierta han recibido opiniones muy positivas de toda la audiencia venezolana.

Sin embargo pareciera que el concepto de TeleSur resulta todavía ajeno a la audiencia venezolana…

– Te aclaro que no sólo estamos buscando acercarnos más al público venezolano, también al colombiano, al ecuatoriano, al brasileño, al público latinoamericano en general. De hecho, el lema de nuestro canal: “nuestro norte es el sur” tiene que ver básicamente con que por fin tenemos un medio de todos los latinoamericanos, un espacio que permite girar la mirada hacia nosotros mismos y poder proyectar lo que nosotros somos, además desde el ángulo de lo que nosotros creemos que somos, no de lo que nos acostumbraron las grandes cadenas a que creyésemos, en eso estamos dando un gran cambio, trabajando en cambiar la percepción de los venezolanos en relación a la televisión. Los venezolanos están viendo más a TeleSur.

¿Es TeleSur el brazo internacional del Sistema de Medios?

– Sin duda, y además TeleSur es un canal que ya se empieza a identificar como una señal informativa. Por ello digo -sin lugar a dudas- que la propuesta del ministro Izarra de impulsar un Sistema de Medios es la respuesta a la incoherencia de la política comunicacional, algo que el propio Presidente Chávez mencionó en reiteradas oportunidades. Esas fallas eran muchas y una de ellas era que no teníamos los instrumentos porque estaban absolutamente dispersos. Ésto lo digo porque la mitad del tiempo que lleva la Revolución lo pasamos enfrentando ataques que incluyeron paros y golpe de Estado. Nuestros bastiones eran Radio Nacional de Venezuela, Venezolana de Televisión y por supuesto, los medios comunitarios, pero en esos momentos cruciales salir al exterior y mostrar lo que pasaba en el país resultaba imposible.

¿Qué aspecto considera relevante dentro del Sistema de Medios?


– Creo que la conjunción de criterios, ya que la propuesta busca acabar con esa competencia agotadora y darle coherencia a nuestros medios, lo digo porque cambiar de canales y ver el mismo invitado en programas similares no tenía sentido. Ahora si tu quieres informarte vas a VTV, si quieres entretenerte vas a TVes, si quieres información internacional está TeleSur. Además, el elemento de Red TV es importante desde todo punto de vista porque -al igual que con el resto de los medios del Estado- nos permitirá concentrarnos en el contenido, en la difusión de la información y sin la creación de esta red sería casi imposible que funcione el Sistema de Medios.

Se está hablando de expansión de la señal en los medios del Estado, ¿TeleSur llegará más lejos?


– Queremos decirle al pueblo de Venezuela que TeleSur no sólo se está viendo en América Latina, ya estamos entrando en Europa con mucha fuerza y en estos momentos y, a la par de mucho esfuerzo, muy pronto seremos una señal de referencia internacional, de hecho nos están viendo ya en los EEUU, algo que parecía inconcebible.

Para finalizar, ¿es el Sistema de Medios un elemento primordial para hacer más cercana la señal de TeleSur a Venezuela y el resto de Latinoamérica?


– Creo que esa ha sido siempre la consigna, porque es un acercamiento de idiosincrasias. Aquí en el canal conviven venezolanos y compañeros de muchas otras nacionalidades, el Sistema de Medios es un acercamiento entre todos, es una invitación a conocernos, tal y como será nuestro próximo lema, cercanos somos todos, y la óptica de acercarnos teniendo un soporte extraordinario como es el Sistema de Medios le permite a TeleSur ampliar sus oportunidades de integración. Yo les recuerdo a todos los latinoamericanos que en Venezuela tenemos 40 años de una cultura televisiva impuesta y con la que es muy fuerte luchar. Sin embargo, esa lucha se ha venido ganando porque esos medios han sido tan descarados, al distorsionar la realidad de nuestro pueblo, que la misma gente se ha venido acercando a nuestras alternativas.

Fuente: Ministerio del Poder Popular para la Comunicación y la Información

Elda Rodríguez: “Conatel está actuando estrictamente al marco legal sobre medida sancionatoria a Televen”

La directora de la Comisión Nacional de Telecomunicaciones, Conatel, Elda Rodríguez, dijo que con la medida sancionatoria abierta a Televen, “no se está procediendo a la persecución de ningún medio de comunicación social”..

El procedimiento administrativo sancionatorio por el seriado “Los Simpsons” trasmitido en el horario todo usuario por el canal privado Televen, se inició en defensa de los derechos de usuarias y usuarios que han hecho seguimiento a la tira cómica presentando denuncias en relación al caso..

Rodríguez, manifestó que el canal 10 estaba violando el artículo 7 de la Ley de Responsabilidad Social en Radio y Televisión, “en la serie animada se aprecian elementos con imágenes y lenguaje inapropiados, que pueden influir en el comportamiento y la formación de los niños, niñas y adolescentes”..

Por otra parte, la directora de Conatel, hizo referencia a la polémica que se ha suscitado en países como España, Argentina y Estados Unidos acerca de los dibujos animados “Los Simpsons”, donde se han vetado capítulos de los comics por tener cargas de mensajes inadecuados.

“El pasado 8 de enero del año en curso, CONATEL, hizo llegar un exhorto a TELEVEN para que respetara las directrices de la Ley Responsabilidad Social de Radio y Televisión, donde el ente recibió respuesta de la planta televisora indicando que iban a regirse al llamado, y pasados dos meses seguían transmitiendo el seriado”, acotó la titular del ente regulador..

Dentro de las sanciones que podría tener Televen por no acatar y apegarse a las leyes, es la posible suspensión de espacios, que obligará a la planta televisiva a la transmisión de programas ordenados por el ente regulador, o una multa en base a los ingresos de la planta, o un cierre temporal por 72 horas, indicó Rodriguez..

Se espera que para el mes mayo se de a conocer la decisión que tomaría el Directorio de Responsabilidad Social en Radio y Televisión sobre el procedimiento sancionatorio al canal.

Fuente: Prensa CONATEL / Ramón Filipino